¿Qué es realmente el castigo?: mito vs realidad



¿Es posible modificar una conducta sin emplear el procedimiento del castigo? ¿sabes realmente a qué nos referimos con la palabra castigo?


A diario observamos como diferentes escuelas de adiestramiento utilizan eslóganes como: "educación canina sin castigos", algo que nos llama especialmente la atención ya que comúnmente se confunde el procedimiento del castigo con la utilización de a violencia física o psíquica y que, en caso de ser un centro de adiestramiento canino y ofrecer el servicio de modificación de conductas, es muy complicado, por no decir imposible, no recurrir al procedimiento del castigo.


Vamos a ver qué es exactamente el procedimiento del castigo y os mostraremos como está a la orden del día y a todas horas, tanto con nuestras mascotas como con otras personas e incluso con nosotros mismos.


El castigo es un simple procedimiento donde la probabilidad de que una conducta, en concreto, se produzca, disminuye dentro de un contexto y unas condiciones determinadas.


Y para que nos entendáis mejor, os expondremos una serie de ejemplos:

  • Imagínate que vas a abrir un cajón y otra persona te impide abrirlo diciéndote que no lo hagas (solamente utilizando la voz), en este caso la conducta de abrir el cajón ha sido castigada y por ello, ha disminuido la probabilidad de que esa conducta aparezca.

  • Ahora vamos a verlo dentro del contexto de la educación canina: imagínate que vas con tu perro por la calle y cada vez que se va a subir a alguien (ponerle las patas delanteras encima), se lo impides y le indicas que se siente, como verás en ningún momento existe la presencia de ningún tipo de daño pero sí la presencia del procedimiento del castigo donde la conducta que realizaba el perro de subirse a las personas, ha sido castigada y por lo tanto, disminuirá la probabilidad de que esa conducta se produzca.


Por lo que, para poder realizar modificaciones de conducta, la presencia del castigo (pero por supuesto, no de daños) es imprescindible.


Importante tener en cuenta que nunca castigamos individuos, sólo es posible emplear este prodecimiento a conductas.


Para poder ofrecer un buen servicio en modificaciones de conducta, tener claros ciertos términos es imprescindible para el éxito de las mismas.


Si quieres saber más sobre conducta canina, no dudes en ponerte en contacto con nosotros.


675 42 07 68 | escuelacaninanadog@gmail.com | Centro de adiestramiento NADOG (Albaida, Valencia)

CONTACTO NADOG

Sede física: C/ Diseminado, 1

Albaida (Valencia)

Tel: 675 42 07 68

Lunes a Domingo

de 9h a 21h.

Mantente informado de nuevas actividades, cursos, talleres, seminarios...

©2023 NADOG Escuela Canina. Fotografía, diseño y maquetación jgrafic.com

0
logo_nadog01.webp